Ganadores de Innovadores de América expondrán sus inventos en Bolivia

Los seis ganadores latinoamericanos del Premio Innovadores de América – entre ellos el boliviano Franz Freudenthal, inventor de una cura para las enfermedades del corazón que afectan a niñas y niños- se encuentran en Bolivia como parte de un tour que realizan por distintos países de la región. En el país compartirán sus experiencias y expondrán los innovadores proyectos con los que triunfaron con el fin de inspirar y contagiar a las nuevas generaciones emprendedoras.

Los seis ganadores del Premio Innovadores de América – considerado el Nobel de la región- inventaron proyectos que contribuyen al desarrollo de aquellas áreas consideradas como críticas para el crecimiento y desarrollo de la región. Son ideas que, con gran creatividad y esfuerzo, transforman el mundo. Se encuentran en Bolivia gracias a Banco BISA y al Programa de Internacionalización de Innova Bolivia, dos instituciones que enfocaron sus esfuerzos en visibilizar este premio en el país y en postular a ocho innovadores, entre ellos, Freudenthal, ganador en la categoría de Ciencia y Tecnología.

“En Banco BISA la innovación está inmersa en la Misión, Visión, Valores y es una filosofía de vida desde nuestro nacimiento como institución bancaria. Por ello, brindamos un activo e integral apoyo a los innovadores y emprendedores bolivianos y – junto a aliados como Innova Bolivia- volcamos nuestros esfuerzos por internacionalizarlos pues se trata de inventores de talla mundial con inventos de primer mundo”, sostuvo Tomás Barrios, vicepresidente ejecutivo de Banco BISA.

En ese sentido, Banco BISA, el Programa de Internacionalización de Innova Bolivia firmaron un convenio con la organización Innovadores de América para difundir el Premio que lleva el mismo nombre, cuyo primer resultado ha sido exitoso. “Queremos mostrar al mundo el talento innovador boliviano”, dijo, por su lado, Jorge Velasco Terán de Innova Bolivia, quien se encargó de postular a Freudenthal.

La agenda de los inventores latinoamericanos incluye una presentación magistral de sus proyectos ganadores en el paraninfo de la Universidad Mayor de San Andrés (UMSA) y la declaración de “Huésped Ilustre” por el Gobierno Autónomo Municipal de La Paz.

El Premio Innovadores de América es auspiciado por CAF – banco de desarrollo de América Latina- y el Grupo Ezentis; la gira en Bolivia está organizada por Banco BISA e Innova Bolivia con la finalidad de motivar y dar a conocer a la población boliviana en general, y a la juventud en particular, las innovaciones ganadoras de este Premio que va por su segunda edición, convertido en el más importante de la región en materia de innovación.

Los ganadores de la segunda versión del Premio Innovadores América son los colombianos David Hernández Salazar (Diseño), Oscar Amaya Montoya (Educación), Carlos Ortiz Espinosa (Desarrollo Social), el colombiano Sebastián Bustamante (Ecología), el mexicano Enrique Galindo Fentanes (Empresa e Industria), y el boliviano, Franz Freudenthal Tichauer (Ciencia y Tecnología).

Freudenthal, innovador boliviano

Franz Freudenthal – cardiólogo pediatra- se convirtió en el primer boliviano en ganar el Premio Innovadores de América por haber creado un dispositivo usado en niñas y niños que nacen con cardiopatías congénitas. Su proyecto triunfador fue “Dispositivos Oclusores para Cardiopatías Congénitas. Creados en Bolivia para el Mundo”.

Freudenthal ha salvado la vida de 400 pequeños en su mayoría de escasos recursos, quienes fueron y son su principal fuente de motivación. El invento – y su indudable impacto social- ubica a Bolivia como un país de innovadores capaces de crear emprendimientos de talla mundial.

El triunfo del Dr. Freudenthal es resultado de la activa participación de Innova Bolivia y de Banco BISA, instituciones que llevaron adelante una intensa labor previa a la clasificación.

Intensa campaña previa

Innova Bolivia buscó los emprendimientos con mayor potencialidad en el país; una vez seleccionados ocho innovadores, inició el proceso de postularlos al Premio Innovadores de América, para lo cual reunió la documentación para respaldar los emprendimientos (patentes, trabajos de investigación, entre otros), coadyuvó con el llenado de formularios y cuestionarios que solicitaban los organizadores del Premio, elaboró videos y proyecciones financieras y de mercado global de cada uno de los postulantes.

Al Premio Innovadores de América se presentaron más de 800 candidatos de Latinoamérica, siendo Freudenthal seleccionado entre los 18 mejores. En esta etapa del certamen, Innova Bolivia y Banco BISA activaron una intensa campaña también en redes sociales que tuvo como resultado que el médico sea ganador de la votación “Favorito del Público” – no vinculante a la decisión del jurado- con casi 10 mil votos.

Freudenthal ha creado la Fundación Cardioinfantil a través de la cual realiza una importante labor social con el dispositivo oclusor, destinado a restablecer corazones y salvar vidas de niños que nacen con falencias –orificios– en el corazón o ductus arterioso.

El cardiólogo no sólo fabrica este producto médico, sino que realiza el diagnóstico y lo implanta – incluso gratuitamente- para curar a niños de escasos recursos.

Inventores que visitan Bolivia

Enrique Galindo Fentanes
Mexicano. Ingeniero químico egresado de la Universidad Autónoma de Puebla, con maestría y doctorado en la Universidad Nacional Autónoma de México. Ganador de la categoría Empresa e Industria con la innovación “Fungifree AB®”.
Fungifree AB®, desarrollado por la empresa Agro&Biotecnia, es el primer biofungicida desarrollado en México, inicialmente introducido al mercado para el control de antracnosis en mango y que actualmente está registrado para el control de antracnosis en papaya, aguacate y cítricos; así como para el control de cenicilla polvorienta en cucurbitáceas y solanáceas.

David Hernández Salazar
Colombiano. Diseñador Industrial egresado de la Universidad de Bogotá Jorge Tadeo Lozano. Ganador de la categoría Diseño con la innovación “Ludófono”.
Ludófono- proyecto lúdico de artes integradas es un desarrollo de innovación social educativa que trabaja de la mano de la música como catalizador principal. Uno de los factores determinantes respecto al nivel de innovación de la propuesta, es el desarrollo de los Ludófonos, instrumentos musicales diseñados y patentados por David Hernández Salazar como parte de su tesis de Diseño Industrial que fue meritoria en la Universidad de Bogotá Jorge Tadeo Lozano.

Oscar Amaya Montoya
Colombiano. Zootecnista. Creador de la Fundación Casa de la Ciencia. Ganador de la categoría Educación con la innovación “Estrategias para implementar una cultura de la ciencia y la investigación en el ambiente escolar”.
La creación de un Entorno de Aprendizaje Científico (E.A.C.) ha permitido demostrar que estos son los escenarios ideales para aficionar niños y jóvenes al trabajo experimental, estos lugares deben ser llamativos, donde el diseño compre la atención del infante, piezas como cráneos e insectos muertos preparados permiten la comprensión de parte de la diversidad de la región.

Sebastián Bustamante
Colombiano. CEO de la compañía Verdeate.com. Ganador de la categoría Sostenibilidad y Ecología con la innovación “Verdéate.com: reta tu lado verde”.
VERDEate.com es una empresa de interés privado de Medellín – Colombia con 2 años de antigüedad. Ayuda a las organizaciones que tienen un interés marcado o una necesidad latente por desarrollar su impacto medioambiental, a hacerlo a través de aplicaciones web y móviles a la medida, las cuales llamamos Retos Verdes. Estas aplicaciones incorporan de una manera simple y entretenida, hábitos de consumo sustentables en las rutinas de empleados de una empresa o de los usuarios y consumidores finales de una marca, a través de su navegación en internet.

Carlos Ortíz Espinosa
Colombiano. Jefe de Investigación, Desarrollo e Innovación de la Empresa de Transporte Masivo del Valle de Aburrá. Ganador de la categoría Desarrollo Social con la innovación “Cultura Metro”.
La innovación Cultura Metro, es un modelo de gestión social y educativo que la Empresa de Transporte Masivo del Valle de Aburrá, como entidad encargada de operar y gestionar el sistema Metro de la ciudad de Medellín, Colombia, empezó a implementar desde 1988, siete años antes del inicio de la operación comercial.

Comentarios cerrados.